Destinos Astronómicos: La Cité de l’Espace de Toulouse

621

Con una superficie de más de cinco hectáreas, en la Cité de l’Espace se puede visitar el interior de la estación espacial MIR, contemplar un cohete Ariane 5 o subir a una nave Soyuz.

Con más de 700 000 habitantes en su área metropolitana, Toulouse es la cuarta mayor urbe de Francia después de París, Marsella y Lyon. La ciudad tiene una vinculación histórica con la aeronáutica y el espacio. Durante la primera guerra mundial, su situación alejada del frente la convirtió en el lugar ideal para el desarrollo de la industria aeronáutica. Durante la década de los sesenta, cuando Francia se incorporó a la aventura espacial, se decidió instalar en Toulouse el centro técnico y operativo del CNES (Centro Nacional de Estudios Espaciales) desde donde se han controlado en los últimos años los módulos de avituallamiento que se envíaban a la ISS. En la actualidad, más de 85 000 personas trabajan en el sector aeroespacial en la región, lo que supone la cuarta parte de los puestos de trabajo del sector en Europa, entre las empresas más importantes se encuentra Airbus. Hay dos grandes zonas de la ciudad dedicadas a la aeronáutica, por una parte Aéroconstellation, el mayor centro de fabricación aeroespacial de Europa que ocupa una superficie de 250 hectáreas y, por otro lado, el campus Toulouse Aeroespace Innovation, con 56 hectáreas dedicadas al I+D en este sector. Por ello, no es de extrañar que Toulose fuera el lugar preferido para montar la Cité de l’Espace, un centro que por méritos propios se ha convertido en uno de los lugares de divulgación sobre el espacio y la astronáutica más interesantes del continente europeo.