5000 exoplanetas

701
5000 exoplanetas
Modelos de exoplanetas para la obra Exoplanets, imagen cortesía de su autor, el artista Adam Makarenko.

El pasado 21 de marzo, una nota de prensa hacía pública una cifra que se había alcanzado justo ese día: el Archivo de Exoplanetas mantenido por la NASA llegaba a los cinco mil exoplanetas confirmados. Si ponemos las cosas en perspectiva, hace menos de treinta años que los planetas que orbitaban el Sol eran los únicos que se conocían en todo el universo. Con el descubrimiento de los primeros mundos más allá de nuestro Sistema Solar, y hasta ahora, esa cifra no ha dejado de crecer.

Si al principio de este periodo de hallazgos los sesgos debidos a las técnicas observacionales desde tierra solo encontraban planetas gigantes gaseosos muy cercanos a sus estrellas, el uso de telescopios espaciales empleando el método del tránsito –como el prolífico observatorio espacial Kepler– disparó el número de las decenas a los centenares y luego miles de exoplanetas.

Entre todos estos nuevos mundos se han descubierto desde planetas pequeños y rocosos del tamaño de la Tierra hasta enormes colosos de gas mucho mayores que Júpiter. Entre medias se han observado las llamadas «súper-Tierras», exoplanetas sólidos más grandes que el nuestro, y «mini-Neptunos», versiones similares al Neptuno de nuestro Sistema Solar. Hay también mundos que orbitan estrellas dobles, y muchos sistemas planetarios múltiples. Los hemos detectado en torno a estrellas tanto jóvenes como viejas, y la inmensa mayoría solo en un pequeño y cercano volumen de nuestra Galaxia. Las extrapolaciones son concluyentes: solo en la Vía Láctea pueden existir más planetas que estrellas, y hablamos de cifras de cientos de miles de millones. Si burdamente multiplicamos por el número estimado de galaxias conocidas, la cifra es abrumadora.

Algunos de los exoplanetas conocidos pueden ser candidatos para tener condiciones de habitabilidad para algún tipo de biología, y muchos de los grandes instrumentos del futuro cercano, como el telescopio espacial James Webb, los estudiarán en detalle. ¿Qué sorpresas y maravillas nos depararán los próximos años?