Las estrellas masivas son muy comunes

130
Imagen NASA / ESA

Pues eso es lo que parecen concluir un equipo de astrónomos de la Universidad de Oxford analizando información del telescopio espacial Hubble. Las estrellas masivas abundan en el cosmos.

Una imagen de la Nebulosa de la Tarántula, como mostramos en este artículo, ha puesto de manifiesto un exceso de estrellas supermasivas como algo común en este tipo de nubes cósmicas.

Las estrellas masivas viven poco pero de forma muy intensa, y tienen mucha influencia sobre los objetos que las rodean debido a sus violentas muertes y su enorme campo gravitacional. Hablamos de estrellas entre 15 y 200 veces la masa solar.

La nebulosa de la Tarántula se encuentra a 160.000 años-luz de distancia de la Gran Nube de Magallanes y es un laboratorio perfecto para conocer más sobre estos colosos del universo.

Hasta hace muy poco se pensaba que las estrellas extremadamente masivas eran una rareza en el universo, con menos del 1% sobre el total. Esto significa que puede haber un 70% más al menos de supernovas. Esto podrá explicar algunas dudas aún sobre el exceso de radiaciones presentes en el universo cuyo origen aún se desconoce. Como consecuencia, la tasa de formación de agujeros negros aumentará de forma considerable, convirtiéndose en un objeto mucho más común de lo estimado hasta ahora.

Por lo tanto, los raros somos nosotros y nuestro Sol, que resulta que no es una de las estrellas más comunes del universo.